Alimentos Ambiente Ganadería

Calidad y nutrición animal con sorgo

Sorgo: una gran sustituto del maíz en las dietas ganaderas

Desde el INTA demostraron que, con ensilajes de sorgo, se logran niveles de rendimiento forrajero, calidad y nutrición animal similares a los obtenidos a partir de ensilajes de maíz. Además el sorgo se adapta a climas adversos.

El sorgo mostró sus potencialidades como recurso forrajero en un estudio realizado por el INTA Manfredi. A partir de evaluaciones se estableció que es posible brindar estabilidad a lo largo del año y facilitar la obtención de un balance nutricional positivo.

Las pruebas destacaron que los animales alimentados con ensilajes de sorgo lograron niveles de respuesta productiva similares a los obtenidos con ensilajes de maíz. “Estas innovaciones abren una gran perspectiva de crecimiento del cultivo aplicado a la producción ganadera”, reflexionó Marcelo De León, investigador del INTA Manfredi.

Además De León destacó que al igual que el maíz, el sorgo brinda un forraje de buena calidad y que puede ser conservado para un uso estratégico en cualquier momento. Esta versatilidad contribuye a intensificar los sistemas productivos que permite aumentar la carga animal sin disminuir las ganancias de pesos individuales.

Aptitudes del sorgo

  • alternativas para la confección de silajes de alto rendimento, calidad y seguridad
  • resultados compatibles con proceso de recría y engorde de alta eficiencia
  • equipara los índices de dietas basadas en maíz
  • adaptarse a zonas ganaderas con clima adverso para el maíz
  • mayor producción de forraje y menores costos

Desde el INTA Manfredi señalaron que la prueba consistió en comparar dos híbridos de sorgo, uno granífero y otro forrajero, con tres híbridos de maíz silero. Además se determinó la respuesta animal con novillos Aberdeen Angus.

Los resultados mostraron aporte de materia seca significativa. El sorgo silero arrojó 22.714 kilos, sorgo granífero 18.096 kilos y maíz 19.356 kilos. La estación experimental resaltó que La mayor proporción de grano en el ensilaje del sorgo granífero y su calidad (blanco bajo tanino) permitió obtener un alimento de un valor nutritivo similar al de maíz y una misma respuesta animal.

Por su parte, el mayor rendimiento total del sorgo silero diluyó su cantidad de grano y su alto contenido de taninos posiblemente afectó su degradabilidad ruminal. Este comportamientoprovocó menores ganancias de peso, pero suficientes para excelentes recrías.

Silaje enriquecido

Los especialistas remarcaron que los ensilajes pueden adaptarse a los requerimientos de los animales en distintas etapas de producción mediante la formulación de dietas con el agregado de concentrados proteicos y/o energéticos, que aseguren las ganancias de peso necesarias para cada proceso.

“Para las recrías, habrá que considerar como prioritario el aporte de proteína para el crecimiento animal y ganancias de peso intermedias de 500 a 700 gramos por día, mientras que, para engorde, el aporte energético deberá contemplar ganancias de peso superiores a un kilo diario a fin de lograr los procesos de engrasamiento y terminación”, detalló De León.

Estrategias de suministro de los silajes

  • uso como suplemento
  • único alimento

De esta manera, las observaciones registradas en los ensayos, demostraron que es posible cubrir las necesidades de las distintas categorías de animales según la calidad de los silajes.

Los de baja calidad (menores a 60 % de digestibilidad) cubren adecuadamente los requerimientos de vacas de cría, mientras que los de calidad intermedia son adecuados para las ganancias de peso en rodeos de recría.

Por el contrario, picados con niveles de digestibilidad mayores al 66 % permiten que los animales cumplan y hasta superen las tasas de crecimiento relativas a esta etapa de recría, con la consiguiente deposición de grasa requerida para el engorde.

Por Agrofy News

Una Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *