Anuncio
lunes, junio 21, 2021
InicioAmbienteCasos de rabia en San Luis

Casos de rabia en San Luis

Anuncio

En el paraje «La Lomita» en el departamento Junín, San Luis, se detectó un bovino positivo a la rabia paresiante, según informó el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria.

Por tal cuestión, el Senasa y los ministerios de Producción y de Salud de esa Provincia acordaron afianzar las acciones conjuntas contra la enfermedad.

La presencia de la rabia paresiante fue diagnosticada por el Laboratorio de Zoonosis de la provincia de Córdoba, tras analizar las muestras tomadas al bovino con sintomatología nerviosa.

El foco diagnosticado en las cercanías del límite de San Luis con Córdoba es el primero en muchos años en territorio puntano, por lo que se actuó de inmediato en un plan preventivo – consensuado en la Comisión de Sanidad Animal (Coprosa)- para evitar la diseminación del virus a otros sectores dentro de la provincia.

La rabia paresiante es una enfermedad transmitida por murciélagos vampiro que afecta a los animales vertebrados de sangre caliente (bovinos, equinos, ovinos, y porcinos, además de mamíferos silvestres como jabalíes) y, entre ellas, a las personas, considerándose una zoonosis.

Acciones preventivas

 Desde el Senasa remarcaron las acciones preventivas incluyen la entrega de 5.000 dosis de vacunas antirrábicas caninas para ser distribuidas en los municipios de los departamentos Junín, Ayacucho y Chacabuco por parte del Ministerio de Salud puntano y de vacunas antirrábicas humanas a los hospitales de los mismos departamentos, para ser aplicadas en médicos veterinarios y técnicos vacunadores expuestos al riesgo por operar con animales posiblemente enfermo.

En tanto el Ministerio de Producción de San Luis realiza cursos de capacitación «Comunidad Saludable» en enfermedades zoonóticas para docentes, alumnos y público en general, en escuelas de Santa Rosa y Concarán y el Senasa realiza reuniones informativas en la Escuela Agraria de Quines y en el Centro Ganadero de Santa Rosa.

Además, el organismo sanitario nacional, se ocupa de interdictar los predios afectados con restricción de movimientos de animales, notificando a los productores involucrados, y verificando que se cumpla con la obligatoriedad de vacunar el 100% de los animales del predio y la revacunación a partir de los 30 días de la primera aplicación.

Otras acciones implican reuniones con personal de riesgo de contacto, informándoles el manejo de los animales afectados y su posterior eliminación, así como del material contaminado y restos patógenos. También cómo y dónde notificar una sospecha de presencia de la enfermedad.

Vía: Agrolatam

- Advertisement -spot_img
Anuncio

Para leer

Anuncio

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Relacionados