Comercio Exterior Vitivinicultura

Crecimiento de las exportaciones en regiones cuyanas

Las exportaciones del complejo vitivinícola de Mendoza sumaron u$s212 millones en el primer cuatrimestre.

Las exportaciones de la provincia alcanzaron los u$s458,7 millones en el primer cuatrimestre. Los envíos de productos primarios motorizaron el crecimiento según datos de la Fundación ProMendoza.

A pesar de los bajos niveles registrados en el intercambio comercial de Argentina, producto de la pandemia, las exportaciones de la provincia de Mendoza registraron en el primer cuatrimestre del año un crecimiento interanual del 19,7%, impulsadas por los envíos de alimentos y bebidas, de acuerdo a lo informado este martes por la Fundación ProMendoza.

El volumen exportado alcanzó las 450.300 toneladas y un valor de u$s458,7 millonesLos productos primarios fueron un motor para el de crecimiento de las exportaciones, con un 26,5% de aumento en volúmenes, al venderse más de 105.000 toneladas, y con una suba del 38,8% en valores FOB, para sumar divisas por un total de u$s111,5 millones.

Las exportaciones de vino alcanzaron casi 180 millones de litros entre enero y mayo.

El incremento en las cantidades fue explicado por el crecimiento en las exportaciones de productos frescos a países vecinos, en especial a Paraguay.

Las ventas de manufacturas de origen agropecuario (MOA), que constituyen el 47,2% del volumen total de exportaciones de Mendoza, crecieron en peso neto, alcanzando las 186.000 toneladas, con una disminución en valores FOB del 0,6% y un total de u$s276,3 millones.

Las exportaciones del complejo vitivinícola, principal componente de la MOA, percibieron un crecimiento en volumen del 63,6 % y una caída en dólares de 2,6%, marcando un total de 199 millones de litros por un valor de u$s212 millones.

También se destacó el ascenso en las ventas al exterior de aceite de oliva, con un salto en volumen del 19,3% aunque con una merma de valores FOB del 13,3%, por una caída del precio internacional.

Según la Fundación ProMendoza, “de cara a la postpandemia, los números positivos resultan alentadores para el sector vinculado a los alimentos y bebidas, atento a que es muy probable que la demanda de este tipo de productos sea una de los rubros que se vea menos afectado por este fenómeno mundial“.

Por otra parte, Cristian Fontana, uno de los principales despachantes de Aduana de la provincia, le dijo a Télam que “los crecimientos de las exportaciones generan un derrame en el resto de la economía asociada, como el transporte, servicios logísticos, servicios profesionales vinculados al comercio exterior como el nuestro, entre otros”.

Vía: Ambito

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *