Agricultura Ambiente Medioambiente

Economía verde y neutra en emisiones de carbono para 2050

Desafíos y oportunidades para la Argentina. El objetivo es lograr una inversión de al menos 1 trillón de Euros en los próximos 10 años a través de fondos privados y públicos, que representan un cuarto del presupuesto de la UE.

Pero mientras este ‘Acuerdo Verde’ busca la neutralidad en las emisiones de carbono hacia 2050, la UE alejó recientemente su objetivo de reducción de emisiones a 2030 del 50 al 55% comparado con los niveles de 1999.

Por otro lado, ciertos países miembros se reúsan a asumir el compromiso. Es el caso de Polonia, cuya economía y suministro energético dependen fuertemente del carbón. En este sentido, la medida prevé un apoyo para los países que deban emprender los mayores esfuerzos, a través de una adjudicación variable de fondos de hasta €100 millones en función de criterios como el número de empleos asociados a sectores como el carbón, gas y turba.

Sin embargo, los grupos ambientalistas miran con desconfianza la medida, advirtiendo que para concretar cualquier transición debería fijarse una fecha de corte al uso de combustibles fósiles. “Mientras haya economías que resulten inviables sin el uso de energías no renovables no es posible pensar en una transición real”, explicó Katie Treadwell, de la WWF europea, quien agregó que “la propuesta deberá demostrar cómo y para cuándo los países como Polonia planean llevar adelante esa transformación”.

Por su parte, Sebastián Mang de Greenpeace EU, advirtió que para lograr este acuerdo verde todos los fondos, incluidos los del presupuesto de la UE deben dejar de financiar los combustibles fósiles, la energía nuclear y otras industrias destructivas.

En los próximos días el ‘Acuerdo verde’ será sometido a votación por el Parlamento Europeo. El objetivo de la UE es convertir la propuesta en la primera Ley Climática.

Una oportunidad para Argentina

El Acuerdo verde tendrá impactos para los productos importados en los próximos 3 años con medidas en frontera, por lo que dar a conocer las iniciativas que el país lidera en línea con el secuestro de carbono será fundamental.

El modelo bajo la consigna de “Agricultura Siempre Verde” que propone Aapresid tiene mucho que aportar en ese camino. Basada en la siembra directa, la permanencia de cultivos vivos durante la mayor parte del año y la prestación de servicios ecosistémicos, se demuestra que es posible una agricultura ‘carbono positiva’, ya que no sólo permite aumentar el secuestro de carbono en el suelo, sino también reducir las emisiones asociadas al uso de insumos sintéticos como fertilizantes y fitosanitarios, labores, aplicaciones, etc.

Comparado con un monocultivo, estos modelos permiten pasar de un sistema ‘emisor´ de GEIs – con la liberación de 348 kg C/ha/año, o de 1.279 kg CO2 eq/ha/año – a uno de ‘captura’, con un balance neto positivo de 652 C/ha/año (o de 2.393 kg CO2 eq/ha/año) (Fte. M. Taboada 2019, INTA).

Por otra parte, el esquema de Agricultura Sustentable Certificada (ASC) de la Institución cuenta con el reconocimiento de organizaciones europeas como FEFAC (Feed Manufacturers Federation) y la ITC (International Trade Centre), lo que supone una oportunidad para capitalizar las externalidades positivas asociadas a los sistemas de producción argentinos. El trabajo conjunto y con mirada a largo plazo serán claves para avanzar en iniciativas que garanticen materias primas que cumplan con los requerimientos a los que la Unión Europea apunta.

Fuente: Aapresid

Vía: Ruralnet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *