Agricultura Ambiente Clima

El trigo tiene su mejor aliado: El frío

La cantidad de horas con temperaturas inferiores a 5ºC se duplicó durante el mes de junio, respecto a los últimos inviernos en la zona central del país, sumado a una importante radiación solar, favorece el desarrollo del trigo.

Los últimos inviernos se caracterizaron por presentar temperaturas elevadas y escasa radiación solar, junto a una importante humedad y precipitaciones abundantes, lo que no permitió un desarrollo óptimo de los cultivos de invierno y permitió la proliferación de enfermedades que deterioraron la calidad del trigo.

Pero este invierno, las condiciones atmosféricas se presentan totalmente diferentes a la de los años anteriores. La humedad del suelo se presenta óptima en la mayor parte del área productiva, la radiación solar han aumentado significativamente respecto al año pasado, y en algunos sectores, se llegó a duplicar la cantidad de horas de sol. Esto ha permitido avanzar en la siembra de trigo y prácticamente finalizarla en tiempo y forma.

Rumbo a un nuevo récord

La intensión de siembra de trigo en la campaña 2018 en Argentina, supera las 6 millones de hectáreas, superando en, aproximadamente, un 7% respecto a la campaña del año anterior, de 5,7 millones de hectáreas. A nivel nacional ya se llevan implantadas el 87,2% de la superficie proyectada y con un ritmo muy superior al del año anterior.

En el último informe de La Bolsa de Comercio de Rosario, se destaca que dado el incremento del área de implantación y las favorables condiciones climáticas que se plantean en esta campaña, se podrían alcanzar las 20 millones de toneladas de trigo, registrando un nuevo récord histórico, teniendo en cuenta los niveles de producción de los últimos años.

Vía: Meteored

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *