Anuncio
lunes, marzo 8, 2021
Inicio Agricultura Las lluvias sentaron las bases de buenos márgenes en trigo y cebada

Las lluvias sentaron las bases de buenos márgenes en trigo y cebada

Anuncio

Los primeros números sobre el potencial económico de la cosecha fina 2018/19 son alentadores. Un cálculo para el sudeste bonaerense.

La campaña triguera 2017/18 arrojó resultados positivos para los agricultores como consecuencia de altos rendimientos y precios satisfactorios. El ciclo 2018/19 puede repetir esa situación y agregar mejoras si las lluvias acompañan durante el ciclo del cultivo.

¿Cómo terminó la campaña 2017/18?

En el cuadro adjunto se presentan los resultados obtenidos con el cultivo de trigo en la zona sudeste de Buenos Aires, en la campaña 2017/18. Los mismos contemplan que el rendimiento obtenido ha sido el presupuestado para la zona y que el precio promedio rondará los 180U$S/t entre lo vendido a cosecha y lo que se ha estado comercializando estas últimas semanas.

En tanto, todo lo bueno de la fina será “compensado” con las mermas productivas que puedan tener las sojas de segunda, que rondaran los 8-10qq/ha por los problemas climáticos afrontados durante este verano. En definitiva, el margen compartido es muy ajustado y «entre algodones» esperando terminar de cosechar la soja.

Márgenes para zona sudeste de Buenos Aires

Los números económicos que dejó la campaña del invierno anterior, y los que promete la que viene.
Los números económicos que dejó la campaña del invierno anterior, y los que promete la que viene.

En general, el ciclo de fina ya finalizado dejó un resultado económico interesante para los productores, aún para quienes debieron vender en plena cosecha, porque se obtuvieron muy buenos rendimientos –excepto en las zonas con inundación- y precios satisfactorios, del orden de los 165 U$S/t.

Estos valores contrastaron con los recibidos durante el gobierno kirchnerista que, con la imposición de retenciones y permisos de embarques, compactó los precios a cosecha hasta un mínimo de 125-130U$S/t en algunas campañas.

Además, aquellos productores que lograron retener el grano o postergar las fijaciones de las ventas de la campaña 2017/18, evitando tener que vender en cosecha, han podido mejorar sus precios promedio de ventas. En el modelo del cuadro adjunto, preparado para el sudeste bonaerense, que incluye alquiler de la tierra, el cultivo generó, entre ingresos y costos, un margen neto de 149 u$s/ha.

Matìas Amorosi, director de Globaltecnos.
Matìas Amorosi, director de Globaltecnos.

El problema se origina en el cultivo de segunda, que en muchos casos se siembra con la posibilidad de pastorearlo si el clima viene mal; es más: en muchas zonas la soja de segunda detrás del trigo servirá para pagar la última cuota del arrendamiento, aunque se obtengan rindes de 10qq/ha o menos.

Campaña 2018/19: precios promisorios

Hoy la campaña nueva de trigo es relativamente incierta pero las lluvias de los últimos días de abril recuperaron el ánimo de muchos agricultores. La intención de siembra de los productores es importante, motorizada por los precios, pero hay que terminar de medir el agua disponible en el suelo.

Los valores del trigo para enero de 2019 se ubican al menos 20 u$s/t por encima de lo observado durante las últimas dos campañas. Con esas cotizaciones, el margen resulta atractivo, sobre todo si piensa en un doble cultivo trigo/soja. Por esa razón, ya se ha vendido trigo de la nueva campaña a 190U$s/t, para calzarlo con la compra del 20-30% de los insumos.

En el modelo del cuadro, se proyectan rindes en línea con el promedio de los últimos cinco años. Los mismos están por encima del promedio nacional, ya que es la zona donde se obtienen los mejores rendimientos, y se la eligió, justamente, porque aporta aproximadamente el 40% del volumen nacional.

En caso de alcanzar esos rendimientos promedio, tanto para trigo como para soja de segunda, el margen bruto podría mejorar significativamente en la campaña 2018/19.

Sin embargo, también se puede ver que, con una mínima variación en el rinde o en los precios del 10% a la baja, el margen bruto vuelve a ser semejante al de campaña pasada. Es por eso que aquellos productores que decidan sembrar esta secuencia deben cubrir los precios, ya que, a priori, desde el Excel, el negocio trigo/soja de segunda arroja buenos números. Solo queda esperar que sigan las lluvias y ajustar la variable productiva.

En mayo avanzará la siembra de trigo en las regiones del norte y centro del país, bajando en el mapa paulatinamente.
En mayo avanzará la siembra de trigo en las regiones del norte y centro del país, bajando en el mapa paulatinamente.

La cebada promete buen negocio

En el análisis de las perspectivas de la cosecha fina también se debe considerar la cebada forrajera y cervecera. El precio se mantiene alto para ambos productos como consecuencia de una reducción de la producción y de los stocks mundiales. Por eso, este año podemos llegar a observar un gran aumento de área nuevamente.

En el modelo del cuadro, se parte de un rinde planificado que ronda los 55qq/ha y el precio que hoy se puede obtener a cosecha, de 190U$S/t para la cebada forrajera. Después, se proyectan los costos de producción y de arrendamiento, considerando que este último se mantendrá igual al del año pasado para la zona. Así, se podrá obtener un margen bruto de 200 U$S/ha aproximadamente, que superaría en 35U$S/ha al trigo.

Entonces, la cebada puede ser la gran competidora del cereal en 2018, al liberar el lote antes y ofrecer también un muy buen margen.

A modo de síntesis, se plantean las siguientes perspectivas. En las próximas semanas, muchos productores van a sembrar granos finos por precio, por margen, por rotación, para controlar malezas y por la necesidad financiera de cara a la siembra de granos gruesos. Sin embargo, en el área final sembrada también incidirán otros factores, como si se pudieron capturar los precios que hoy se ofrecen en los mercados a término y las novedades en las renegociaciones de los arrendamientos.

Si estas condiciones se alinean positivamente, la Argentina podrá intentar alcanzar un nuevo récord productivo de cosecha fina, que tan bien le haría al sector que viene de una campaña de granos gruesos más que compleja y ajustada, y volvería a ser «un buen salvavidas» en el interior del país.

Por Matías Amorosi, Director de Globaltecnos SA.

Fuente: Clarín

 

- Advertisement -
Anuncio

Para leer

Anuncio

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Relacionados

- Advertisement -