Anuncio
lunes, mayo 17, 2021
InicioGanaderíaPequeños ganaderos ovinos piden más protección

Pequeños ganaderos ovinos piden más protección

Anuncio

Afirman que hoy aún tienen índices productivos bajos, con señaladas que no superan el 55% de la parición, en zonas áridas y castigadas por fríos extremos.

Aseguraron desde la Federación de Asociaciones Rurales de Río Negro que en la provincia, la mayoría de los productores de lana tienen ingresos por debajo de la línea de pobreza, y el aporte de la Ley Ovina les permite mantener sus actividades y así evitar la salida de nuestra población.

Los productores creen que los recursos se necesitan con tanta urgencia, por ese motivo hacen sus sugerencias y exponen sus necesidades en esta época del año. Dejar pasar más tiempo significa que el futuro estará lleno de incertidumbre, no sé si habrá el apoyo necesario para que los productores de estas zonas marginales puedan mantener sus actividades.

Por lo tanto solicitan a todos los integrantes del Congreso de la Nación, que se trate y apruebe la prórroga de la Ley Ovina (Ley Nº 25422 y su modificatoria), la cual ha vencido el día 5 de abril del corriente año, tal como lo ha solicitado el Diputado Nacional de nuestra provincia, Luis Di Giacomo, en una nota enviada al presidente de la Comisión Agricultura y Ganadería, José Ruiz Aragón y al titular de la Comisión de Presupuesto y Hacienda, Carlos Heller.

Según los miembros de la Federación, es necesario que todos entiendan que en Río Negro, el 83% de las cabezas de ganado ovino está en manos de productores que tienen menos de 400 animales, y el 15% pertenecen a ganaderos que no superan las 1.000 cabezas. Se trata de unos 3.300 pobladores rionegrinos, que poseen el 65% del total de cabezas ovinas de la provincia, con cuyo esfuerzo y trabajo se dinamiza toda la economía de la Región Sur de la provincia.

Vale recordar, para que todos toman idea de la magnitud del daño que se puede causar sin los aportes de la Ley Ovina, que el stock histórico, medido en el año 2002, era de 1,5 millones de cabezas de lanares, pero en 2011 con los efectos del volcán Puyehue y las sequías, el stock se redujo a la mitad. La recuperación es llevada adelante por productores muy humildes, que se apoyan en los planes oficiales para su subsistencia y para mejorar sus rodeos.

Vía: https://bcrnews.com.ar/

- Advertisement -spot_img
Anuncio

Para leer

Anuncio

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Relacionados

- Advertisement -