Anuncio
martes, mayo 18, 2021
InicioAgriculturaPor la sequía, el precio del trigo se dispara

Por la sequía, el precio del trigo se dispara

Anuncio

Pasó otra semana sin lluvias significativas en la zona núcleo, y el panorama para la campaña de trigo 2020/21 se torna cada vez más preocupante. De acuerdo al informe de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), se estaría cerrando la siembra en nuestro país con un área cercana a las 6,5 millones de hectáreas, resignándose casi 500.000 hectáreas inicialmente destinadas al cultivo, y ahora la lupa se posa en la comprometida situación en la que desarrollan los mismos.

La provincia de Córdoba, donde se cultiva más del 20% del trigo de Argentina, plantea la situación más preocupante; la zona no ha recibido precipitaciones en línea con lo normal desde principios de junio, y ya se estima que muchas hectáreas trigueras puedan darse por perdidas y a destinarse a otros cultivos. El clima seco de junio y julio también ha llevado al agotamiento de la humedad del suelo en Santa Fe, cuyos niveles han disminuido significativamente desde fines de mayo; en la zona centro-sur de Santa Fe hay un importante foco de falta de agua que sigue sumando hectáreas, y los lotes pasan de buenos a regulares y de regulares a malos, según releva la Guía Estratégica para el Agro (GEA). No se vislumbra un final próximo para la sequía en estas dos regiones centrales, ya que es probable que las próximas lluvias no sean suficientes para ayudar a recargar la humedad del suelo. Por otro lado, Buenos Aires, que representa casi el 40% de la producción total de trigo de Argentina, continúa manteniendo condiciones de humedad saludables, mostrando un contraste importante con el resto de la región pampeana. La ubicación y la magnitud de las precipitaciones serán críticas en el futuro, con el período crítico de los cultivos en el horizonte.

Los pronósticos de probabilidad de un fenómeno La Niña se acrecentaron para el próximo trimestre en una nueva actualización del sistema CPC/IRI ENSO. Según este nuevo pronóstico, se estipulan probabilidades de Niña en un 59% para el trimestre septiembre-noviembre, y de 60% para el trimestre octubre-diciembre. Recordemos que un fenómeno La Niña se relaciona con precipitaciones por debajo de las normales para esta zona del mundo, por lo que aleja las posibilidades alivio para estas zonas tan necesitadas de agua.

Mirá también

El crushing de soja de julio cayó un 21,3% con respecto al 2019

La sequía y la mala condición en los cultivos en zonas clave llevaron a rebajar las estimaciones productivas de la 2020/21 de unas 22 millones de toneladas proyectadas al inicio, hasta un rango de entre 18 y 19 millones de toneladas, que podría rebajarse aún más de no revertirse la situación. El mercado local se hizo eco de las complicaciones productivas y los precios de los futuros crecieron fuertemente en las últimas semanas; el contrato de Trigo Diciembre Rosario 2020 creció un 4,5% en la última semana, tocando máximos en la vida del contrato en US$ 179/t en la rueda del día miércoles.

La industria local y la exportación necesitan que se garantice el flujo de mercaderías en los primeros meses de la nueva campaña, sobre todo considerando lo ajustado que se llegaría al empalme de las cosechas. El sector exportador habría asegurado provisión de mercaderías por 15,3 millones de toneladas, aunque no se espera que las exportaciones en la campaña sobrepasen las 12,3 millones de toneladas.

Contexto internacional

La estimación productiva de Rusia para su campaña de trigo 2020/21 fue incrementada en el último informe de la consultora Refinitiv, esperándose ahora una producción cercana a las 78,8 millones de toneladas. El avance de la cosecha de trigo de invierno revela mayores rendimientos de lo esperado, y las áreas productoras de trigo de primavera se vienen beneficiando del aumento de las lluvias en las últimas semanas. El Ministerio de Agricultura de Rusia informó que los agricultores habían cosechado unas 17,3 millones de hectáreas (58,8% del total) al 17 de agosto, con un rendimiento medio de 3,64 toneladas/hectárea, por lo que ya estarían en condición de ingresar al mercado unas 63 millones de toneladas. Las condiciones secas que se prevén sobre las zonas donde se cultiva el trigo de invierno en ese país para la próxima semana, hacen esperar un buen avance de la cosecha. Es necesario recordar que USDA en su último informe mensual había también corregido al alza las estimaciones productivas para Rusia hasta las 78 millones de toneldas.

La producción de trigo de la Unión Europea en 2020/21 fue estimada por la consultora en 135,5 millones de toneladas, recortando 2,5% su estimación previa, debido a rendimientos efectivos ligeramente inferiores a lo esperado en países productores clave como Francia. La producción de trigo blando de la UE se ubicaría en 128 millones de toneladas, con un rendimiento medio de 5,66 t/ha en 22,6 millones de hectáreas. La producción de trigo duro de la UE se pronostica en 7,6 Mt. USDA, en su informe WASDE de agosto, redujo de manera similar su estimación de producción de trigo de la UE, estimándola también en 135,5 Mt. El Ministerio de Agricultura francés informó que al 13 de agosto el 56% de los cultivos estaba en buenas o muy buenas condiciones, en comparación con el 75% durante el mismo período del año pasado. Además, se habría completado la cosecha francesa de trigo duro y blando. En general, el clima seco y caluroso de las últimas semanas no habría dañado mucho más la campaña triguera, ya que la cosecha está a punto de completarse en la mayoría de las principales regiones productoras.

La estimación de Refinitiv para la producción de Canadá fue incrementada hasta las 34,6 millones de toneladas, ligeramente por encima de los 34 millones de toneladas estimadas por USDA. Las tres principales provincias de trigo canadienses; Alberta, Saskatchewan y Manitoba, muestran densidades de vegetación casi récord, lo que sugiere un gran potencial de rendimiento a nivel nacional. Actualmente, se estima un rendimiento de 3,59 t/ha, un 7,2% más que la campaña pasada. Los informes del gobierno local continúan indicando excelentes condiciones de cultivo en comparación con los últimos años, mientras las densidades de vegetación derivadas de las imágenes de satélite en general se ajustan muy bien a las calificaciones optimistas. Las actividades de cosecha acaban de comenzar en algunas partes del núcleo sur.

La consultora incrementó también su estimación de producción para Australia en 2020/21 hasta las 25,7 millones de toneladas. La región de Australia Occidental recibió precipitaciones generalizadas de 40-60 mm durante las últimas dos semanas, que permitieron reponer la humedad del suelo y reducir el riesgo de sequía. Las imágenes satelitales utilizadas por la agencia permitieron ver un incremento en la densidad de vegetación, lo que indicaría una mejora de las condiciones de los cultivos. Nueva Gales del Sur sigue siendo el mejor lugar con respecto a la condición de los cultivos con precipitaciones cercanas a la media y humedad del suelo adecuada; la densidad de vegetación marca récord en comparación con el mismo período de los últimos 20 años. Por el contrario, se recibieron precipitaciones cercanas o ligeramente por debajo de lo normal en Australia del Sur y Victoria durante las últimas dos semanas.

Vía: bcrnews.

- Advertisement -spot_img
Anuncio

Para leer

Anuncio

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Relacionados

- Advertisement -