Anuncio
lunes, abril 19, 2021
InicioAgriculturaSe complica la exportación de cereales

Se complica la exportación de cereales

Anuncio

La bajante del Paraná condiciona la carga del cereal para exportación. En Rosario, la altura del río está 1,7 metros por debajo de la altura normal de la época. Las ventas declaradas son récord.

Diciembre marca el inicio del año comercial para el trigo y es un punto de inflexión en las exportaciones que despegan notablemente en el último mes del año a medida que entra la cosecha. Según datos del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca (MAGyP), las Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior (DJVE) de trigo anotadas para diciembre totalizan 3,9 millones de toneladas, alcanzando un récord mensual histórico.

Una importante proporción de estas ventas de trigo se despacha en barcos que inician su carga en los puertos del Up-River y, de ser necesario, la completan en las terminales del sur de Buenos Aires. Actualmente, sin embargo, según un informe de la Bolsa de Comercio de Rosario, la bajante del Río Paraná está limitando la carga de buques en las terminales del Gran Rosario.

La altura del Río Paraná en Rosario, según datos del Instituto Nacional del Agua (INA), se ubicó en torno a 1,55 mts en las últimas jornadas; esto es 1,7 mts por debajo de la altura normal de la época. «En otras palabras las mediciones actuales del río en Rosario no llegan ni a la mitad de media de diciembre de 3,28 mts. En vistas a las próximas semanas, los pronósticos del INA prevén una variación positiva mínima, estimando una altura 1,65 mts para el 31 de diciembre», detalla la entidad.

Si bien la navegación en el canal principal no presenta mayores dificultades, sí se complejizan las maniobras de aproximación a puerto. Dependiendo de la altura diaria del agua, los buques pueden llegar a salir de las terminales del Gran Rosario con un 40% menos de carga. La pérdida de eficiencia a causa de la bajante del Río Paraná, exige un importante reacomodamiento logístico de las compañías exportadoras incrementando los sus costos de operación.

En una aproximación a partir de los datos de la empresa marítima NABSA, se calcula que el volumen a cargar en el Up-River durante diciembre superaría 2 millones de toneladas. Los embarques programados, como se comentó anteriormente, estuvieron y estarán condicionados por la altura del Río Paraná que obligará a los buques a navegar aguas abajo con menor carga de lo habitual. Un tercio de los embarques programados para este mes se dirigen al Sudeste Asiático y otro tercio a Brasil, principal importador del cereal argentino. El resto de los despachos tienen como destino países africanos y otras naciones sudamericanas», explica el informe de la Bolsa.


Vía: Campoenaccion

- Advertisement -spot_img
Anuncio

Para leer

Anuncio

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Relacionados

- Advertisement -