Agricultura

Tratamiento para reducir la población de microorganismos no deseados en silo bolsas de maíz

Un estudio de BASF en conjunto con el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), demostró que Lupro-Grain preservó la calidad de maíz destinado al consumo animal almacenado con mayor humedad.

BASF y el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) realizaron un estudio en conjunto en el que demostraron una notoria disminución en la cantidad de microorganismos no deseados a partir de la aplicación de Lupro-Grain® en granos con mayor humedad destinados a la alimentación animal.

El objetivo del ensayo, iniciado por el INTA EEA Balcarce en septiembre del 2016, fue evaluar el efecto de Lupro-Grain y de la condición de almacenamiento (hermética y no hermética) sobre la preservación de la calidad de maíz almacenado con mayor humedad. Las conclusiones del estudio arrojaron que una dosis de 0,2% (p/p) de ácido propiónico, homogéneamente distribuida sobre el grano, es suficiente para conservar maíz húmedo (18% de humedad) sin deterioro fúngico por un plazo de al menos seis meses. Los resultados fueron similares para condiciones herméticas, como las que se encuentran en los silo bolsas bien armados y mantenidos, así como para condiciones no-herméticas, como las que se pueden encontrar en silos abiertos o en ciertos sectores de silo bolsas con roturas o mal cierre.

Y agregó: “Debido a que esta hermeticidad puede ser un factor variable, los hongos e insectos pueden reproducirse y deteriorar el grano. En este escenario, la aplicación de productos fungicidas/fungistáticos específicos, formulados en base a ácido propiónico, permiten extender el tiempo seguro de conservación de grano almacenado húmedo”.

Lupro-Grain es una formulación específica de ácido propiónico tamponado desarrollado por BASF que presenta un amplio efecto antimicrobiano contra hongos, levaduras y bacterias, controlando la reproducción de estos microorganismos. El producto actúa como conservante natural de materias primas como maíz, trigo o subproductos de la industria, la preservación de forrajes conservados como ensilajes y henos sin dejar rastros de residuos, ya que el animal los aprovecha como fuente de energía y los metaboliza completamente.

 

Fuente: Infocampo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *