22-04-24 |

El miércoles llegará un dato clave y será emitido por el INDEC

Especialistas en economía advierten que el gobierno quiere dar un golpe de efecto porque los próximos meses van a ser muy duros, el primer semestre va a tener una inflación del 5% promedio.

El sector alimenticio es el principal enemigo en la guerra que el Gobierno declaró contra la inflación. Con un avance de precios mensual de 7,5% en febrero pasado, las empresas del sector saben que la mira está puesta sobre ellas, aunque al mismo tiempo sienten que hay cierta animosidad oficial a la hora de buscar culpables de esta situación. ¿Qué se espera para la última semana de marzo?.

Entre los anuncios de la semana, el dato más saliente será la tasa de pobreza e indigencia del segundo semestre de 2021, indicadores que en los últimos años tuvieron un deterioro importante.

Ahí juegan un papel importante los altos niveles de inflación. Un flagelo que lejos está de solucionarse: las distorsiones de la economía local e internacional, exacerbados ahora por la guerra en Ucrania, presionarán los precios al alza y pondrán un piso alto a la pobreza.

Los analistas ubicaban sus proyecciones para los precios minoristas por encima del 50,9% de 2021. Sin embargo, tras la guerra en Ucrania, las proyecciones se van acercando a la zona de 60%. Son niveles casi imposibles de empardar para familias de bajos ingresos y con empleos informales.

También podes leer: Frente a la “Guerra contra la inflación” aplicarían las primeras medidas

Precios

Mientras tanto, el Gobierno se mantiene con su guerra contra la inflación, declarada por el presidente Alberto Fernández hace dos semanas. En la que comienza, el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, continuará con las reuniones con supermercados y alimenticias para la renovación de Precios Cuidados.

El programa oficial deberá relanzarse el próximo 7 de abril. Además, Comercio Interior le dio tiempo hasta hoy a las empresas para retrotraer los precios de 580 productos que desde la segunda semana de marzo presentaron subas promedio de hasta 15%.

Con la renovación de Precios Cuidados también se oficializará una canasta de 60 productos de consumo masivo para los comercios de cercanía. Estos canales de comercialización suelen quedar fuera de los programas oficiales y en las últimas semanas, luego de la invasión rusa a Ucrania, creció la brecha que hay con los precios en supermercados.

Roberto Feletti


Por otro lado, Feletti mantendrá esta semana reuniones con panaderos para avanzar en un nuevo acuerdo de precio del pan, tras la puesta en marcha del fideicomiso de trigo que garantizará una baja en la bolsa de harina industrial que se utiliza para elaboración comercial.

En detalle, habrá distintas reuniones destinadas a renovar el acuerdo que fije el precio del kilo de pan por debajo de los $300, en línea con lo que se había resuelto a mediados de febrero.

El mes pasado, panaderos y Comercio Interior habían acordado un rango de $220-$270 para el kilo de pan, que luego comenzó a dificultarse por la suba del trigo que generó la invasión de Rusia a Ucrania y la consecuente suba de la bolsa de harina de trigo 000 que comercializan los molinos.

Nota que te puede interesar: Domínguez y Feletti lideran el frente de “guerra”

En declaraciones radiales la semana pasada, el secretario dijo que el fideicomiso de trigo «va a permitir, con la suba de retenciones que decidió Agricultura, que son US$ 350, US$ 360 millones, mantener estabilizado el precio del trigo en $25.000 la tonelada».

Por último, Comercio Interior sigue trabajando para poner en marcha un fondo de estabilización de papa, cebolla y tomate, en conjunto con el Mercado Central. Las frutas y verduras vienen teniendo mucha incidencia en la inflación, ya que el segmento alimentos registró 7,5% en febrero.

Sobre este rubro, las subas suelen ser estacionales y los precios muy volátiles, en un mercado muy atomizado y difícil de controlar. En principio, esto abarcaría la zona del Area Metropolitana de Buenos Aires.

Asimismo, Fernández se reuniría con la Unión Industrial Argentina (UIA), la CGT y la CTA para delinear una especie de pacto de precios y salarios.

Actividad de enero

Mañana, el Indec publicará su Estimador Mensual de Actividad Económica (Emae) correspondiente a enero. Luego de mostrar un crecimiento del 10,3% durante 2021, recuperando casi todo lo perdido en la pandemia, se espera una merma en la economía debido a un mes malo para la industria y el agro. No obstante, los servicios podrían haber traicionado al alza.

Desde la consultora LCG prevén un crecimiento de la actividad respecto a diciembre pasado, aunque a tasas más “moderadas” (1,2% mensual en el último bimestre del año). “Para lo que resta del año, esperamos un crecimiento pobre, explicado básicamente por el arrastre estadístico que dejó 2021 (3,5% anual), que no será palpable por la sociedad”, añadieron.

De acuerdo con las estimaciones de Orlando Ferreres, el nivel general de actividad registró un crecimiento de 6% interanual en enero. Por su parte, la medición desestacionalizada mostró una contracción de 2,1% respecto al mes precedente.

“Vale recordar que, si bien la actividad económica se contrajo bruscamente respecto a diciembre, este número está influenciado por lo sucedido en la industria, un indicador que debe tomarse con cautela en sus primeras estimaciones por el impacto de las paradas técnicas”, mencionó la consultora.

Financiamiento

Por su parte, el Ministerio de Economía concretará esta semana una nueva licitación de Letras del Tesoro y bonos en pesos, por un monto total de $360.000 millones. La operación se llevará a cabo mañana e incluirá títulos Lelit, Ledes, Lepase, Lecer, Boncer, además de una canasta de Letras Lecer. En el caso de las Lelit tendrán un previsto para vencimiento 29 de abril de 2022 (nueva) y podrán ser suscriptos solo por fondos comunes de inversión.

En tanto, en los instrumentos a licitar que integran el programa de Creadores de Mercado se ofrecerán Letras del Tesoro nacional en pesos a descuento con vencimiento 29 de julio de 2022 (reapertura); a tasa variable más 14% con vencimiento 16 de agosto de 2022 (reapertura); a descuento con vencimiento 31 de agosto de 2022 (reapertura).

También ofrecerán Letras del Tesoro nacional en pesos a descuento con vencimiento 30 de septiembre de 2022 (nueva); ajustada por CER a descuento con vencimiento 21 de abril de 2023 (nueva); y una canasta compuesta 30% por la letra del Tesoro Nacional en pesos ajustada por CER a descuento con vencimiento 16 de agosto de 2022 (reapertura) y 70% por la Letra del Tesoro nacional en pesos ajustada por CER a descuento con vencimiento 20 de enero de 2023 (reapertura).

Por último, la licitación también contará con Bonos del Tesoro nacional en pesos ajustado por CER 1,55% con vencimiento 26 de julio de 2024 y Bonos del Tesoro nacional en pesos (Boncer26) con ajuste por CER 2% con vencimiento 9 de noviembre de 2026 (reapertura). La recepción de las ofertas de todos los instrumentos, que totalizan unos $360.000 millones, comenzará el martes a las 10 y finalizará a las 15.

Pobreza e indigencia

El Indec informará este miércoles la incidencia de la pobreza e indigencia en la población del segundo semestre de 2021. Se espera que puedan tener una leve baja de la mano de la recuperación del año pasado. Sin embargo, las cifras seguirán siendo preocupantemente altas.

En el primer semestre del 2021 la pobreza representó al 40,6% de la población, por lo que alcanzó a casi 18,6 millones de personas y mostró una baja respecto al 42% del período previo. En tanto, la indigencia tuvo un incremento respecto a los seis meses anteriores, pasó del 10,5% al 10,7% y afectó a 4,9 millones de argentinos.

La pandemia profundizó sensiblemente el aumento de la pobreza, debido a que empeoró la crisis socioeconómica que venía atravesando el país desde 2018. Para tener en cuenta, entre el primer semestre de 2019 y el de 2021 la pobreza creció 5,2 puntos porcentuales (p.p.), mientras que la indigencia actualmente es 2,7 p.p. superior a la de ese lapso.

Respecto a la indigencia, el incremento de los precios de alimentos es un factor determinante. Desde la asunción de Fernández en diciembre de 2019, Argentina acumuló hasta febrero último una inflación general de 123% y del 132% en alimentos, mientras que en marzo se espera un piso del 5% general y de casi 10% para el segmento de alimentos.

Según los expertos, la pobreza podría ubicarse entre 38% y 40% y la indigencia, entre 8% y 9%.

Deja un comentario

Compartir:

Popular