12-04-24 |

¿Cuándo regar las plantas en días muy calurosos?

El riego es importante y debemos prestarle la atención necesaria. Por eso, te contamos cómo y cuándo llevar a cabo esta tarea para que tus plantas estén en buen estado durante la temporada de verano.

Según la época del año, las plantas tienen necesidades específicas. Durante el invierno, ellas reducen la velocidad de su crecimiento y, por ello necesitan menos agua, mientras que durante el verano, están en desarrollo y hay que mantener todo su esplendor con una buena hidratación para evitar el estrés térmico. Es muy importante tener en cuenta cuál es la mejor hora del día para regar las plantas durante los periodos de mucho calor.

¿Cómo saber si las plantas necesitan agua?

Para poder saberlo, solo te hace falta conocer este truco. Solo necesitas cavar con los dedos dentro de la tierra, cerca de las raíces y comprobar si la tierra está seca. Muchas veces sucede que la superficie pierde humedad por las altas temperaturas, por lo tanto la tierra no tendrá el agua suficiente, ya que la evaporación es mayor en momentos de sol intenso, lo que puede afectar a su desarrollo y hasta ocasionarle la muerte.

Horario ideal para regar

Es recomendable hacerlo durante las primeras horas de la mañana o a la noche, una vez que el sol haya bajado su intensidad. La frecuencia de riego en verano dependerá de la temperatura ambiente, de la variedad de plantas y de la exposición al calor. Lo más recomendable es debe ser día de por medio, o todos los días si la tierra experimenta un rápido secado. En temporada de calor es muy recomendable tener las plantas bajo protección, al menos la que son menos resistente al calor. Puede ser en pequeños invernaderos, o bajo toldos o media sombras desplegables.

Dependiendo de la especie para ello, existen diversos métodos para regar. Uno de ellos es el riego por goteo, con aspersores, regaderas o manguera con filtros finos, para expandir el riego en caso de contar con un jardín amplio con césped incluido.

Durante el riego te recomendamos no realizarlo a media tarde o al mediodía, cuando el sol provee sus rayos con mayor intensidad, por lo que el agua se evaporaría rápidamente y no alcanzaría a hidratar la planta en sí.

Si tenemos plantas en macetas y canteros, podemos realizar un riego más preciso con una botella de plástico con un orificio pequeño en la tapa, de esta manera emplearemos el agua necesaria.

No regar las plantas a pleno día, cuando el sol está en lo alto del cielo, mucho menos verter el agua sobre las hojas, ya que las pequeñas gotas actuarían con el efecto «lupa» con los rayos solares y pueden provocar quemadura sobre la superficie de la hoja.

También te puede interesar: Las grandes ventajas del riego por goteo en tu huerta

  • Riego por goteo

Con esta técnica se logra regar a unos ocho centímetros de distancia de la planta. De esta manera, se cubre la superficie sin que el agua toque la tierra inmediatamente, llegando a las raíces. Otro punto favorable de esta técnica de riego, es que el agua se verterá sobre la tierra, a un costado del tallo, lo que asegurará que la humedad vaya directamente a la raíz y el agua será a justa medida, evitando saturación del suelo y encharcamientos.

Nota que también podes leer: Cómo realizar un buen riego de la huerta y el jardín

Situaciones de riego

Cuando transitamos días de mucho calor, la tierra de nuestras plantas se tiende a secar. Por ello es importante controlar la humedad de la tierra a diario. Cuando nos vamos acercando a la temporada más fresca del otoño, vamos disminuyendo la cantidad y los días de riego.

También tendremos que estar atentos a los pronósticos de lluvias, para disminuir el riego o no regar cuando tenemos certeza de que va a llover.

Fuente: okdiario.com

Deja un comentario

Compartir:

Popular