InicioAgroindustriaEl delicado momento que atraviesa el tambo argentino

El delicado momento que atraviesa el tambo argentino

En cada devaluación se elevan los costos de los tambos. Suben los precios de los agroquímicos, semillas y repuestos de maquinarias que son componentes importados y se compran en dólares.

El negocio de la leche cruda hoy no es negocio. En 2019, la Argentina produjo por más de 10.300 millones de litros, lo mismo que en 1999. El indicador es gravísimo. Se está destruyendo el rodeo lechero nacional de una manera progresiva.

El consumo interno es de alrededor de 8500 millones de litros por año, contra 10.300 millones de litros que se producen, si la exportación no tracciona se satura el mercado interno y los industriales cazan en el zoológico. A la larga se pierde porque sin vacas y sin tambos el resto de la cadena se queda sin materia prima, sin leche cruda.

En la actualidad, el costo calculado por el Observatorio de la Cadena Láctea sobre datos de la DNL-Magyp para un tambo de 8.718 litros por hectárea de productividad, en el mes de enero de 2022, fue de $34,81 por litro, es decir 33,5 centavos de dólar y el precio promedio al productor que se le pagó por la leche de enero fue de $36,11 es decir 34,7 centavos de dólar.

Este número queda lejos del denominado «precio de equilibrio», es decir el valor que surge de sumar el Costo de Producción más el Costo de Oportunidad al Capital que es del 5%.

Puedes leer: Preocupación por incremento de casos de tuberculosis en tambos del litoral

El tambero argentino recibe el precio más bajo del mundo

Lo dijo el presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Nicolás Pino, en el marco de la 48º edición de Expo Suipacha.

El dirigente ruralista alertó sobre una nueva situación crítica en la que está ingresando la lechería: el precio que está cobrando el tambero es 4% menor que hace un año en términos reales y que, si se lo mide en dólares, «es el más bajo del mundo».

Un trabajo del Instituto de Estudios Económicos y Negociaciones Internacionales de la SRA detalla que un escenario inflacionario y un acuerdo de precios vigente, hacen que los valores al consumidor del mes de abril pierdan en términos reales.

Mientras los costos locales de producción aumentaron a un ritmo más fuerte que los ingresos, principalmente por la tendencia alcista de los commodities internacionales en los últimos meses.

Seguir leyendo: Lo que tanto le preocupa al productor lechero

En esta línea, el presidente de la Rural mencionó que «la lenta respuesta de la demanda local impulsa a las empresas a reforzar la salida exportadora, con un precio internacional que en el último mes cayó un 17%», con lo cual ya no marcan la diferencia.

Por otro lado, el funcionario recordó los efectos de la sequía de principios de año que condicionaron la calidad del maíz, porque «los productores tuvieron mayores gastos de alimentación»

Por último, Pino apuntó a la necesidad de trabajar con una agenda de temas «que ordenen el sector» de manera que no haya «distorsiones en los precios y planificar adecuadamente las distintas situaciones, tanto de la coyuntura como de los problemas estructurales, que atentan contra el crecimiento».

Para leer
Relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí