InicioClimaEl trigo atraviesa la 3° "niña" consecutiva y las previsiones de siembra...

El trigo atraviesa la 3° «niña» consecutiva y las previsiones de siembra son inciertas

El actual y persistente fenómeno de la Niña, es un grave problema para el trigo 2022/23, porque así “habrá menos chances” de que las recargas del otoño reviertan la falta de agua del final de la gruesa 2021/22.

El clima en Argentina atraviesa momentos complejos, tras varios meses con lluvias por debajo de lo normal y temperaturas que en algunos casos se ubicaron superiores a la media normal, la falta de humedad en suelos dificultas y condiciona en gran medida la siembra de los cultivos de la estación en la presente campaña en los principales corredores productivos del área pampeana y región núcleo. A todo esto se le suma la continuidad del evento climatico La Niña, que lleva ejerciendo efectos en el régimen de precipitaciones desde hace ya 17 meses al menos.

No solo el final de la campaña de granos gruesos quedó alcanzado por “La Niña”, lo cual no se preveía que sucediera así en los pronósticos de principios del 2022. La última corrección de la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA), vuelve a correr hacia adelante los efectos de este fenómeno climático, que ya “se solapa con la fecha de siembra triguera argentina” y que estaría vigente hasta el mes de enero de 2023, hasta el momento.

La estimación triguera de Argentina para 2022-2023 bajó ahora de 6,35 millones de hectáreas (M/ha) en mayo a 6,2 M/ha, dijo la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR).

Así se sembrarían unas 700.000 ha menos que hace un año.

Puedes leer: La falta de agua complica la siembra de trigo y los productores miran de reojo a «La Niña»

«La Niña» sigue activa y fortaleciéndose, contrariando el comportamiento que suele mostrar en esta época del año. «Estamos transitando un escenario bastante atípico con la influencia de tres periodos seguidos de enfriamiento del Pacífico Ecuatorial Central en niveles Niña. De las últimas tres campañas finas, la actual condición de los perfiles muestra que este ciclo se inicia con las peores condiciones de humedad edáfica. La situación es muy grave hacia el oeste mediterráneo donde los faltantes de agua en milímetros ya superan la provisión normal media de todo el invierno», explica el consultor Alfredo Elorriaga.

Actualmente, el 80% de la región pampeana está en una situación seca a muy seca. El centro de la sequía está en Córdoba y San Luis y empieza a ganar terreno en el noroeste bonaerense y el centro santafesino.

Hoy, la situación de falta de agua es más grave que la del 2020. Para encontrar una situación más ajustada de humedad hay que retroceder a junio de 2009.
La siembra está detenida en gran parte de la región pampeana y el avance de implantación es del 17%, contra el 30% del año pasado. Son datos del miércoles 8 de la BCR.

Con el descuento de 700.000 ha respecto al ciclo pasado, y si el clima cambia y permite contar con condiciones normales para el desarrollo del cultivo, la cosecha triguera podría alcanzar los 18,5 Mt. El volumen estimado sale de tener en cuenta pérdidas de área en torno a 230.000 hectáras y un rinde de 31 qq/ha.

Te puede interesar: La Niña influirá en las lluvias hasta enero de 2023. ¿Qué parte de Argentina tendrá menos precipitaciones?

¿La última carta para el trigo?


Para buena parte del centro y norte de la región pampeana, entre finales de junio y los primeros diez días de julio se cierra la oportunidad de siembra. Si bien la ventana es más larga, pasarse de esas fechas requiere cambiar de ciclo y de semillas y tener mayores riesgos de enfermedades.

Por eso, para muchos la posibilidad de lluvias en los próximos quince días es fundamental para finalmente sembrar o cambiar de cultivo.

“El clima seco en el noroeste del área agrícola continúa limitando el avance de siembra de trigo”, dijeron desde la Bolsa de Cereales en su tradicional PAS.

La proyección de superficie vuelve a caer 100.000 hectáreas y al presente informe se ubica en 6.400.000 hectáras.

“Al mismo tiempo, se informan demoras en el progreso de las labores sobre el centro-este del área agrícola, debido a la escasa humedad en el estrato superficial. De no revertirse este escenario en las próximas semanas, las limitantes hídricas podrían extenderse a otras regiones del área bajo análisis y resultar en nuevos ajustes de la proyección de siembra”, dijeron.

Para leer
Relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí