13-06-24 |

Compota de naranja: ideal para el aporte de vitamina C

La alternativa que te traemos hoy en el momento de consumir naranja es muy dulce y sabrosa. En simples pasos podrás realizar un dulce de cítrico con grandes aportes para el organismo.

La naranja es una de las frutas más rica en vitamina C, es un alimento natural ideal para aportar componentes necesarios al cuerpo en tiempos de calor, actividades físicas o simplemente en el momentos que deseamos algo dulce y a la vez sano.

Más allá que la naranja es una de las frutas más clásica entre los cítricos, como ser la mandarina, el pomelo, el quinoto y el limón, entre otras, es muy recomendable en el momento re fortalecer las defensas del cuerpo, ya que posee la combinación perfectas de minerales, vitaminas y antioxidantes.

Como fruta natural cítrica, la naranjas poseen alrededor de 50 mg de vitamina C por cada 100 gramos de fruta, lo que la hace necesaria para mantener las defensas arriba.

Por estos motivos, no menores, hoy te queremos enseñar a preparar la compota de naranja. Una receta que puedes realizar en cualquier momento, además de ser sencilla, puedes hacerla con unas cuantas naranjas y llenarte un frasco de este delicioso dulce. A continuación te vamos a dejar los ingredientes que vas a necesitar y los pasos a seguir para la preparación:

Puedes leer: Te enseñamos a preparar el dulce de tuna

Necesitarás estos ingredientes:

  • 5 naranjas
  • 250 ml. de agua
  • 300 gr de azúcar
  • 1/2 cucharada de esencia de vainilla
  • 1/2 estrella de anís
  • 1 ramita de canela

Así se prepara esta compota de naranja

  • 1- Pelar las naranjas, tratando de quitar la cascara fina, puedes hacerlo con un pelador de papa. A estas cascara también la vas a utilizar, por eso tendrás que cortarlas en tiras finas y colocarlas a hervir por unos minutos en agua caliente. Una vez cocinada, cuelas y conservas el agua.

2- Al agua donde cocinamos la cascara le vamos agregar el azúcar, la canela, la estrella de anís y la vainilla. Cocinaremos a fuego moderado por unos 30/40 minutos, hasta forme un almíbar algo espeso.

3- Cuando tengamos el almíbar echo, cortamos naranjas ya peladas en rodajas de 1cm. Si tienen semillas, las retiramos y tratamos de quitar la parte blanca que la recubre, ya que puede amargar la compota. Mientras el almíbar se cocina, agregamos la naranja cortada y cocinamos por unos 45 minutos más. Si el líquido se consume, agregamos un chorrito de agua caliente y unas cucharadas más de azúcar (depende del dulzor que pretendamos).

4- Una vez pasado el tiempo de cocción y las rodajas de naranja queden brillantes, retiramos del fuego. Si tenemos frascos esterilizados a manos vamos a enfrascar en caliente (necesario parta la óptima conservación). Dejamos enfriar y luego conservaremos en la heladera.

Te puede interesar: Una tentación: el clásico durazno con dulce de leche

Con información de: https://unareceta.com/

Deja un comentario

Compartir:

Popular