24-04-24 |

Rápida y fácil receta de buñuelos rellenos con queso

La receta que te traemos hoy es muy fácil de hacer: buñuelos de queso. Puedes elegir tu favorito entre cualquier tipo de queso. ¿Te animas a prepararlos hoy mismo en casa?

Dependiendo de los tiempos y los gustos culinarios, también se pueden preparar buñuelos rellenos, de manera muy sencilla y con resultados de lo más sabroso. Hoy te proponemos elaborar unos ricos buñuelos de queso, estupenda alternativa para servir como entrada o bien como plato principal. En sólo cinco pasos los tendrás listos estos ricos buñuelos con un corazón de queso.

Para elaborar estos ricos buñuelos, tendrás que tener en cuenta algunos aspectos claves, como por ejemplo, la textura, grosor del queso que vas a utilizar, de aquello dependerá el tamaño del buñuelo. También tendrás que tener en cuenta la cantidad de comensales, para conocer las porciones que vas a elaborar.

A continuación, te dejamos el listado de ingredientes necesarios que vas a necesitar para la receta y también el paso a paso, así podrás elaborarlo sin problema. Pasemos a la receta:

Ingredientes para buñuelos para 4 personas

  • 125 Gramo(s) de harina
  • 25 Gramo(s) de manteca
  • 1 ¼ Taza(s) de agua
  • 4 huevos frescos
  • 150 Gramo(s) de queso rallado
  • Perejil
  • Sal
  • Aceite de oliva

Receta que te va a interesar: Receta imperdible de pimientos rellenos de carne y queso

Paso a paso para la elaboración

1- Para comenzar con la preparación de la masa de nuestros buñuelos, lo primero que debemos hacer es poner a hervir el vaso y cuarto de agua junto con la manteca y la sal.

2-Cuando hierva, añadimos la harina y removemos rápidamente con una cuchara de madera hasta que la masa se despegue de las paredes de la olla.

3-Retiramos del fuego y dejamos que repose 5 minutos, sin dejar de remover. Esto ayudará a que la consistencia sea mucho más homogénea y esté libre de grumos.

4-Cuando hayan pasado los 5 minutos añadimos un huevo y lo mezclamos. Repetimos la operación echando los otros tres huevos, siempre de uno en uno.

5-Añadimos el queso rallado que más nos guste (por ejemplo el gruyère) junto con el perejil y dejamos que la masa repose durante al menos 2 horas.

6-Cuando la masa haya reposado, ponemos a calentar abundante aceite en una sartén grande y profunda para freir los buñuelos. 

Otra receta que te puede interesar: Fácil receta de huevos rellenos de atún y mayonesa

7-Es muy importante que echemos nuestra masa cuando el aceite esté solo templado, si no se nos quemarán. Con ayuda de una cuchara de café cogemos un poco de masa y la ponemos en la sartén ayudándonos con el dedo. Te recomendamos no poner demasiados buñuelos en la sartén, porque aumentan mucho de tamaño y si no se nos pegarán. 

8-Se deja que los buñuelos se doren y se retiran del fuego con una espumadera. También es importante que entre una tanda. También puedes dejar que el aceite de la sartén se enfríe; en un principio siempre debe estar templado para que los buñuelos no se quemen. 

9-En un plato con un papel absorbente, puedes utilizar servilleta de cocina, dejamos que los buñuelos escurran el exceso de aceite; finalmente, los servimos todos en una fuente y los llevamos a la mesa.

Con información de: https://cocina-familiar.com/

1 COMENTARIO

Deja un comentario

Compartir:

Popular