jueves, diciembre 2, 2021

5 alimentos adecuados para pasar la ola de calor y otros 5 que mejor no consumir

La primavera de repente tiene marco de verano, con temperaturas muy altas. Es muy común buscar aliviar la sensación de calor buscando que consumir o beber. ¿Qué sería lo correcto para consumir en este periodo de agobio?

Hoy hablamos de la primera y tradicional ola de calor durante la cual los termómetros se dispararán de la media normal, superando ampliamente los 35ºC. Transitando una semana que de seguro muchos desearemos olvidar.

En segundo lugar, porque hay que hacer malabares para disfrutar del aire acondicionado sin disparar la factura eléctrica y, en tercero, porque apenas nos quedarán ganas de salir a la calle por serio riesgo de golpe de calor y deshidratación. Es precisamente por estos dos últimos riesgos por lo que la alimentación durante las horas más calientes del día es fundamental, entendiendo la misma en sentido amplio y sumando a ella diferentes líquidos hidratantes.

Por lo tanto, no todos los alimentos valen para paliar el calor ni combinan bien con las altas temperaturas; productos potentes y nutritivos, pero pesados y poco digestivos como legumbres, quesos o estofados pueden obligar a dirigir buena parte del riego sanguíneo al estómago, con lo que la sangre circulará menos por el resto del cuerpo, refrigerándolo peor y haciendo que suba la temperatura corporal.

Tampoco valen los alimentos muy secos, que requieren del agua corporal para hacerse digeribles y, por tanto, la restan de otras zonas. Asimismo, también evitaremos los que son altamente diuréticos si no tenemos un suministro de agua cerca para reponer la que perdamos por la vía renal. Por lo tanto, elegiremos alimentos ligeros, con alto contenido en agua, fáciles de digerir y preferiblemente frescos, aunque no fríos. 

Cinco alimentos recomendables

  1. Embutido cocido: El jamón, la pechuga de pollo es ideal, la mortadela algo menos por su contenido graso, porque se puede comer loncheado y frío de la heladera. Además, están compuestos de proteína casi en un 100%, de rápida digestión, y tienen un contenido de agua considerable. Los podemos usar para hacer bocadillos, pero también para incluir en ensaladas cortadas a trocitos con tijeras, de modo que tengamos un aporte proteico rápido sin constituir un plato pesado.
  2. Sandía: tal como explicamos en el artículo ¿Qué frutas de verano tienen más calorías y cuáles menos?, tiene apenas 15 Kcal por cada 100 gramos, menos que una cerveza 0,0. Además, se constituye de agua y azúcares libres, pero no en demasía, que se suman a los compuestos fenólicos antioxidantes que le confieren su color rojo. Es perfecta para hidratarnos y tener un poco de aporte energético entre comidas.
  1. Tomate: su riqueza en agua, fibra y antioxidantes como el licopeno, que nos ayudan a protegernos de la radiación solar, los hacen imprescindibles aliados de cualquier época del año, pero especialmente del verano. Son perfectos para combinar con proteína seca. por ejemplo, del atún, con bacalao crudo, queso fresco o simplemente crudos o con aceite.
  2. Las sopas picantes: sin menoscabo del gazpacho y otras sopas frías, las personas que viven en el sur saben que una sopa picante también puede ayudar a rebajar el calor. La razón es que el picante tiene un principio activo, la capsaicina, que provoca sudoración facial y de la nuca que, en evaporarse, refresca esta zona, que está especialmente vinculada a la regulación de la temperatura.
  3. Las infusiones: cuando el calor aprieta, una infusión de té verde con menta puede ser mucho mejor remedio que un refresco helado, al menos para rebajar la temperatura corporal. El motivo es que al introducir calor en el cuerpo, este se ve obligado a contrarrestarlo aumentando la circulación, lo cual refrigera para bajar la temperatura. En cambio, si metemos algo muy frío en nuestro estómago, el cuerpo reacciona generando calor para mantener la temperatura. Es la misma razón por lo que nos recomiendan tomar duchas tibias, pero no frías, para combatir el calor antes de acostarnos.

Las cinco cosas que mejor no

  1. Los helados: la razón es su altísimo contenido en azúcares añadidos, tal como explicamos en ¿Son los helados realmente tan insanos como la gente dice? Por otro lado, su carácter mantecoso, al ser una emulsión de leche, los hace un tanto indigestos y poco hidratantes.
  2. Los raspados de hielo: el motivo es exactamente el mismo que en los helados, exceden en azúcares añadidos más allá de lo recomendable y no dan ninguna sensación de saciedad. De todos modos, sí son más hidratantes que los helados.
  3. El café: existe cierta polémica sobre si el café es deshidratante -diurético- o no, pero de lo que no cabe duda es que más allá de las dosis aconsejables -alrededor de tres tazas- dispara en exceso el cortisol, responsable de la inflamación arterial. Así que, aunque no es malo en absoluto, no es bueno como herramienta para refrescarse. Tampoco sirve que sea descafeinado, por las razones que ya explicamos en Seis argumentos de salud contra el abuso del café descafeinado.
  4. Bebidas alcohólicas: la razón es obvia, pues son altamente deshidratantes y consiguen el efecto contrario al que buscamos, además de aportar el etanol. Ni cervezas, ni vino ni gin tonic son un refresco recomendable.
  5. Gaseosas: en Diez razones para estar a favor de un impuesto a las bebidas dulces dejábamos claros los estragos que este tipo de bebidas pueden crear sobre nuestra salud. 
Red wine. Glass of wine. Pouring red wine.

Con información de: https://www.eldiario.es/

Relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Populares

Fungicida casero con bicarbonato

Los hongos son uno de los problemas más habituales que pueden afectar tanto a plantas como a personas. Aunque hoy en día existen gran...

Cómo hacer un buen asado al horno

Aprende a preparar Asado al horno argentino con esta rica y fácil receta.  A la parrilla o al horno, un asado no se parece en nada a...

Limón con agua de aloe vera

El aloe vera y el limón tienen propiedades depurativas naturales que ayudan al organismo a eliminar los residuos y toxinas. Al ingerir limón y...

Vinagre, en la huerta y el jardín

Ya sabemos que es un herbicida 100% natural, pero hay más. Te dejamos 15 usos del vinagre para tu huerta y jardín. El nombre vinagre...