Fritos de pera con canela 

¡Fáciles, ricos y económicos! hoy te traemos la gran receta para que puedas prepararlos en casa en cualquier momento y ocasión. Veamos la nota. 

Los fritos con frutas son los bocados perfectos, además de que puedes prepararlos en cualquier momento del día, son prácticos y ricos, ideales para la merienda, desayunos o para degustar en cualquier momento. 

Los más clásicos son los de manzana, pero en esta oportunidad vamos a elaborar los de pera, que sin lugar a dudas lo vas a disfrutar mucho. Para comenzar con la receta, tendrás que seguir el paso a paso, reuniendo los ingredientes que te vamos a dejar a continuación: 

Puedes leer: Receta del pan dulce de campo para todo el año

¿Qué vamos a necesitar?

2 peras no muy maduras (intermedias)

2 cucharadas de azúcar

Medio pocillo de leche entera

1 cucharada chica de canela en polvo

1 huevo

4 cucharadas grande de harina

Esencia de vainilla

Ralladura de limón

Te puede interesar: Receta económica y fácil de torrejas de zanahoria rallada y acelga

Paso a paso

1- Pelamos las peras y las cortamos en pequeños pedacitos. Dejamos separada para agregar.

2-  En un bol, colocamos la leche y la harina, logrando una mezcla con consistencia a engrudo, ni muy líquida ni muy sólida. Batimos bien. Agregamos el huevo y no dejamos de batir.

3- Una vez que hayas logrado la mezcla, incorporamos las peras troceadas, las 2 cucharadas de azúcar, la esencia de vainilla, la canela y la ralladura de limón. Combinamos todo muy bien, con una espátula (si tenemos). Dejamos reposar unos minutos.

4- Preparamos la sartén con una base generosa de aceite de oliva (o un aceite vegetal para freír), ya que vamos a necesitar freír a fondo.  

5- Una vez bien caliente el aceite, depositamos el engrudo con una cuchara, con cuidado de no salpicarnos con el aceite caliente. Freímos por menos de 1 minuto de cada lado, dependiendo la intensidad de la llama. Te recomendamos a fuego moderado, para evitar que se quemen los fritos. 

6- A medida que vayan saliendo los fritos de manzana, los colocamos en un plato, sobre papel absorbente o servilletas de papel, para que escurran el exceso de aceite que puedan tener.  

Una vez sobre el plato, podemos espolvorear con un poco de azúcar negra o azúcar común, o pincelar con un poco de miel (opcional).

Autor: Jesús Canto